Mi cuerpo

Escrito por Daniel de Culla el . Publicado en Elogio del Rebuzno - Por Daniel de Culla

0
0
0
s2sdefault

Trazando en una superficie por medio de líneas, trazos y sombras la figura de un cuerpo de niña, describiendo con propiedad una escena que quiere hacer suya la aguda y cruel intención de la ley mordaza con que zaherir, una pasión del ánimo aplicada a los curas que se valen por su manos para asir de los cordeles de la fe antes de dar abajo, Fávalos Fernandarias arremetía contra la Iglesia y el Estado y contra los hombres despreciables y puteros que quieren hacer suyo el cuerpo de mujer, cuando lo único que deben hacer es abstenerse de hacer o decir más de lo estrictamente necesario en relación a su cuerpo pero no sobre el cuerpo femeninoi, por muy caballeros o curacas que se tengan en más punto.

Desde los tiempos del cristianismo, la culpa del Asno la echaron a la Jumenta; y por culpa de la mujer se suicidó el obispo, claro. Y así hasta nuestros días, y parece que se han hecho coplas y las hemos oído cantar, como resultado de cultivar las propias facultades machistas, el trato social homófono y aquellos conocimientos que sólo llevan a la posesión y al ultraje.

-¿Qué pinta aquí el pie del seudo profeta y el pie del notable político representado como en heráldica un animal con garras y con cola?, se pregunta Fávalos.

-Estos, los políticos, prosigue Fávalos, tratan a la mujer como delincuente, y la Iglesia quiere sacar de ellas una cosa, pagando el diezmo del sexo. Ese es su sueño.

Siendo notables los logros conseguidos por la mujer en su libertad, en su personalidad y en su propiedad única del cuerpo, no pasan por la cabeza del macho tan riguroso, tan matador, que su afán es poner lo femenino en bajo concepto y precio y ponerles ronzal místico o cabestro mordaz, formando y perfeccionando a una por medio de la falsa instrucción y buena estaca.

Una labradora dijo a su marido, refiere Dávalos:

-Flores, esposo mío, mi cuerpo es mío, y gracias a las manos mías yo te creo, pues por mis manos, trabajo y diligencia, tú vives. Y tú que res un fundamentalista de dios y del diablo mira lo que dejaron escrito nuestros antepasados, y recapacita:

La Biblia dice que una mujer puede ser vendida a su violador después de haber sido violada El Corán dice que la mujer debe ser sumisa sexualmente al hombre. La Biblia Satánica, el Paganismo dice que no hay progreso sexual si el amor no es recíproco.

-Daniel de Cullá

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers