Agua roja del rio de la vida

Escrito por Daniel de Culla el . Publicado en Elogio del Rebuzno - Por Daniel de Culla

0
0
0
s2sdefault

"Baja la Virgen María, le dice de esta manera:
-No comas de ese guisado, come de su sangre bella".

-Poesía tradicional

Mi amigo dice que cuando está en erección trata con el maligno, pues le es imposible hacerse con el miembro si no le mete en un ladrillo cara vista dando albura a la fachada de la cuadra donde echa de comer a las gallinas. La cuadra está en un pueblito de Segovia, en una pequeña aldea.

Entre las pajas encuentra huevos que recoge en un cesto, cantando:

-Agacharme y agacharme, y encontrarme con los huevos, ¡estoy hasta los mismísimos¡

Coge un buen manojo de paja, para él recuerdo de romances tradicionales.

Ahora, me dice este de tintes sonrojados, pues aquí conoció a una niña del pueblo, de quince años, que tenía una seductora regla.

Nada más llegar la niña, la cogí por la cintura, dándole besos y abrazos como si mi novia fuera. Nunca habíamos bajado abajo, ni mi pilila en casa de la niña entrara y saliera. En la cuadra jugabamos a papás y mamás, tan sólo él, niño, metíale la lengua, y ella, la niña, chupabame el pululo, como si un pirulí de la Habana fuera.

Este día, quise montarla como el perro mío a la perra de ella, que ahora veíamos por el ventanillo, justo al lado de unas viejas tejas, terminar la faena.

-¿Ya no hay pan y quesito? Me preguntó ella.

-No, respondí yo, siguiendo:

-Hoy no habrá más que pajas como las que hacemos en la escuela, o hacer sexo como hacen nuestros padres cuando vienen de la feria.

-Pues no, hoy no, replicó ella; que tengo el higo con la regla. Tan sólo, si quieres, cabrito, puedes bajar la cabeza y estirar la lengua para chupar de mi sangre bella, que es agua roja del río de la vida con la que tu madre te pariera.

-Pues voy a bajar, mi pequeña bruja hechicera,"Jesuiputina", que estudias en las Jesuitinas, le contesté, al tiempo que le alzaba la falda y la sentaba sobre una alpaca donde crecían setas. Le rompí la braga; mi eyaculación limpié con ella. Me bajé al chochete, abriéndole los labios que estaban muy cerca. Metí la lengua en el agujero, no sin antes aplastar una mosca "repelús" que revoloteaba a una mierda. Besé su culo y bebí de su sangre bella, al tiempo que de entre el estiércol de gallina crecían flores más bellas, prometiéndole a ella que con su menstruación firmaríamos nuestro compromiso de boda eterna.

-Daniel de Cullá

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers