Popocracia

Escrito por Daniel de Culla el . Publicado en Elogio del Rebuzno - Por Daniel de Culla

0
0
0
s2sdefault

Popocracia es la democracia que se desarrolla y se instala en la sociedad sentado en la taza del váter de una cafetería musical con karaoke, actuaciones musicales de todo tipo, chicas enseñando sus tetas, y gordinflones compitiendo con sus panzas comparándolas con las preñadas, mientras otros y otras sueñan o dormitan con el facilón humo del porro, el cachi o el cuba libre. Unos, moviéndose en sus sillas, contemplando cómo se les eleva la moral; otras, no importándoles enseñar los pelillos que asoman de sus bragas grabadas en sonrisa vertical.

Esta generación del porro y la litrona es muy particular. A mí me encanta más que toda esta otra generación de viejos y mayores carcas, beatorros y meapilas, que van a diario a misa, y se las dan de santos, teniendo el cuerpo repleto de infamias. Es esta una generación que adoró y sigue adorando un Asno, el mismo que en sus oraciones garañónicas reza el Vaticano, y todos sus secuaces.

No hay nada más que ver que, en Popocracia, muchas y famosas fiestas tradicionales y populares se deben al Asno, o a la Jumenta. Las mismas hostias de milano que daba Focio, el patriarca de Constantinopla, las dan nuestros Prelados. Prelados que, por otra parte, hacen guerreros a los políticos que les siguen; hacen héroes a los ladrones que se refugian en sus templos, y cantan las bellas calidades de los matarifes y pistoleros del tiro en la nuca en loberas y cunetas.

Desde el retrete, el tigre, y cagando, se contemplan las bellas calidades de la Hembra y el Macho. ¡Qué imperio de mierda se conserva gracias a dios¡ Es una chorrada que la sociedad siga las leyes y preceptos, cuando el palo y tentetieso, el cañón de las pistolas apuntando las cabezas de ganado, hacen rodar y girar la Vida, aunque sea una vida miserable, y su espectáculo un asco, porque el Asno y su dios lo quieren. Y amén, ajo y agua, a joderse y aguantarse.

Cuántos magnates y mangantes se dibujan en el papel higiénico con el que nos limpiamos el ojo del culo, el tercer ojo, cuya lascivia es comparable a la del Asno", que así pensaba Maquiavelo, cuando, cagando, adivinó que la Metempsicosis de los ricos se originaba al recoger las cagarrutas de un Burro y, besándolas humeantes, sus almas llegaban hasta el supremo Asno.

Como los ricachones que va a matar elefantes y, en sus grandes orejazas, se dibujan sus rostros con orejas de Asno, lo que les honra mucho; lo mismo que a los Monasterios, iglesias y catedrales, que siempre se elevaron hasta el Cielo gracias a un Asno que habló, diciendo:

-Palabra, la leche de Burro es más medicinal que la leche de Burra.

Salir del retrete y volver a la realidad es todo uno. Qué de cosas hacen nuestros pellejos aunque estamos domesticados. Cuántos Asnos hay por aquí, gracias a las españolas. También los hay, y muchos, del Perú, de Colombia, de la Dominicana, etc. Alguien nos pide silencio.

Ahora, un dúo compuesto por Príapo, que se acuesta con su cantante Puta, quien parece una diosa de los pinares serranos, se ponen a cantar, en karaoke, Resignación, una de las muchas prendas del Asno, de Lucho Barrios, cantante peruano de boleros, conocido, también, como Mr. Marabú:

Qué voy hacer, si ya te vas…
sólo tener resignación
resignación, para
poder… vivir sin ti...
si un nuevo amor...
mató a mi amor...
si me has dejado de querer...
qué puedo hacer, sólo tener resignación…

-Daniel de Cullá

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers