Matrimonios y olé

Escrito por Sergio Parra el . Publicado en Muy interesante

0
0
0
s2sdefault

Diez tipos de matrimonio que tal vez te hubiera gustado probar

Un occidental católico apostólico y romano apenas conoce un par o tres clases de matrimonio, al que se le asigna un marchamo en función del tiempo que lleva en vigor: además de las bodas de plata (al cumplir los 25 años de soportarse el uno al otro) o de oro (50 años), hay decenas de clasificaciones intermedias a las que se asignan distintos materiales.

Papel (1 año), Algodón (2 años), Cuero (3), Lino (4), Madera (5), Hierro (6), Lana (7), Bronce (8), Arcilla (9), Aluminio (10), Acero (11), Seda (12), Encaje (13), Marfil (14), Cristal (15), Hiedra (16), Alhelí (17), Cuarzo (18), Madreselva (19), Porcelana (20), Roble (21), Cobre (22), Agua (23), Granito (24), Rosas (26), Azabache (27), Ámbar (28), Granate (29), Perla (30), Ébano (31), Cobre (32), Estaño (33), Amapola (34), Coral (35), Sílex (36), Piedra (37), Jade (38), Ágata (39), Rubí (40), Topacio (41), Jaspe (42), Ópalo (43), Turquesa (44), Zafiro (45), Nácar (46), Amatista (47), Feldespato (48), Circón (49), Esmeralda (55), Diamante (60), Platino (65), Titanio (70), Brillantes (75), Roble (80), Mármol (85), Granito (90), Ónix (95), Hueso (100).

Sin embargo, con independencia del tiempo que consigamos mantener el enlace, en el mundo hay decenas de tipologías de matrimonio. A continuación, algunas de las más insólitas.

1. Superpoligamia

Algunas culturas africanas permiten que los hombres con muchos recursos puedan contraer matriomio con tantas mujeres como pueda mantener (que afortunadamente no tienen tantos gastos como una Shopaholic de Manhattan). En ocasiones, esta clase de matrimonios permiten engendran cientos de hijos. ¡Vadre Retro, Herodes!

2. Matrimonio sororal

Practicado por los inuit, este tipo de matrimonio repelerá a más de uno porque consiste en contraer matrimonio con tu cuñada en caso de que tu mujer muera y resulte ser estéril. La razón de esta clase de matrimonio se basa exclusivamente en tener descendencia o mantener los lazos formados con el primer matrimonio, así que no es condición sine qua non que tu cuñada te caiga bien.

Tampoco cabe la posibilidad de abstraerse empinando el codo, porque los inuit son abstemios. Y no se besan frotándose la nariz, tal y como lo hacía David el gnomo. La mera mención de esta clase de saludo, al parecer, les sienta fatal.

3. Poliandria fraternal

Practicado hasta el siglo VIII en el Tíbet, esta clase de matrimonio, en aras de mantener las tierras y los recursos de la familia, permitía juntar a dos hermanos con la misma mujer, habitualmente de su misma clase. A veces, no son dos, sino cinco, a razón de un hermano cada noche de la semana laboral.

4. Punalúa

Este particular matrimonio se dejó de llevar a cabo hace unos cien años en Hawái, antes de la colonización, y consistía en formar un matrimonio múltiple de dos o más hermanos y sus cónyuges. Una intrincada red de lazos de parentesco que seguro que darían para una telenovela de más de millar de capítulos.

5. Matrimonio recorrido

En China, en la cultura mosuo, que habita las provincias chinas de Yunnan y Sichuan, aún se celebra esta clase de matrimonio en la que los cónyuges llevan vidas separadas. El marido visita a su mujer por la noche, y vuelve a casa de su madre por la mañana. Un tipo de relación que no dista demasiado de las que muchos jóvenes del mundo practican actualmente para lavar la ropa y recoger el tupper para el trabajo).

6. Mujer marido

En Kenia, entre los nandi, situado en la provincia del Valle del Rift, una mujer sin descendencia puede contraer matrimonio con otra mujer a fin de asegurarse un heredero, a cambio de prestigio social y dinero.

7. Esposo aprendiz

En la tribu Zo´é brasileña es normal que una mujer tenga varios esposos, incluido un esposo aprendiz durante un tiempo, un joven al que, al estilo de la señora Robinson en ‘El graduado‘, le enseñará a ser un buen marido.

8. Levirato

En algunas culturas contemporáneas de África y Asia aún sobreviven normas antiguas del 4000 a. J.C. que permiten a la viuda que contraiga matrimonio con su cuñado. Para continuar la línea sucesoria y la descendencia familiar, el nombre del primer varón de esta nueva unión ha de ser el mismo que el correspondiente al difunto, y heredará sus bienes.

9. Matrimonio animal

En algunas culturas de Indonesia, India y África los hombres pueden ser obligados a contraer matrimonio con animales y, en consecuencia, deben pagar una dote al dueño. Un tipo de matrimonio que se mantiene incluso en la actualidad por cuestiones rituales o de buena fortuna, y que sin duda será muy apreciado por los zoofílicos.

10. Matrimonio con plantas

Si casarnos con un animal nos resulta aberrante, ¿qué hay de hacerlo con una planta? Más aún: ¿y si tuviérais que casaros con una maceta de albahaca? No,nos referimis el ingrediente principal la famosa salsa italiana de pesto. Pero ambas especies pertenecen al mismo género de plantas herbáceas aromáticas.

Al parecer, según la tradición hindú, el dios Visnú contrajo matrimonio con una maceta santa de esta hierba aromática, y a raíz de ello muchos matrimonios hindúes deben empezar cualquier boca recreando este matrimonio.

Sergio Parra

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers